Un caso contra el teísmo (Parte 2)

En este artículo abordaré la segunda de cuatro objeciones que nos presentaron hace unos meses. Puedes encontrar la primera parte aquí.

Randy afirma que

cualquier argumento empírico (kalam, ajuste fino, diseño) no es evidencia de Dios, ya que este aplicaría también como evidencia para una propiedad que no hemos descubierto aún (panteísmo naturalista, magia, Duendes-Crea-Universos, etc.). Si una cosa es evidencia de Dios, pero también es evidencia de panteísmo naturalista o magia, no puede ser evidencia de alguno, la razón es esta: imagínate una caja y dices que hay un conejo en la caja, y que la razón para concluir que hay un conejo en la caja es que la caja pesa 2 libras, pero eso no puede ser evidencia de un conejo porque también puede ser una serpiente o cualquier animal u objeto de 2 libras. Por esta analogía, vemos que las evidencias que se les puede aplicar a las cosas que mencione anteriormente funcionen igual que para Dios, [por lo tanto,] no son evidencia de Dios. Por ejemplo, el kalam, aceptándolo completo (cosa que no hago normalmente ya que está mal, pero bueno) se concluye que el universo tiene una causa, esta puede ser una ley que no hemos descubierto aún, magia, panteísmo naturalista o Dios, cualquiera de esas lo explica perfectamente. Si argumentas que utilizas la Navaja de Ockham para quedarte con la más simple de todas, las más simple seria una ley que no hemos descubierto aún seguida de panteísmo naturalista y después Dios.

Un caso contra el teísmo (Parte 2)

Veamos primero una formulación del kalam:

      1. Todo lo que comienza a existir tiene una causa de su existencia.

1.1 Confirmado por la experiencia.

1.2 Es un principio metafísico que de la nada no puede surgir algo.

1.3 Si de verdad algo puede llegar a existir sin causa, ¿por qué no vemos que esto suceda en la realidad?

      2. El universo comenzó a existir.

2.1 Argumento basado en la imposibilidad de un infinito actual:

2.1.1 Un infinito actual no puede existir.

2.1.2 Una regresión temporal infinita de eventos es un infinito actual.

2.1.3 Por lo tanto, una regresión temporal infinita de eventos no puede existir.

2.2 Argumento basado en la imposibilidad de la formación de un infinito actual por adición sucesiva:

2.2.1 Una colección formada por adiciones sucesivas no puede ser actualmente infinita.

2.2.2 La serie temporal de eventos pasados ​​es una colección formada por adiciones sucesivas.

2.2.3 Por lo tanto, la serie temporal de eventos pasados ​​no puede ser actualmente infinita.

2.3 Confirmación basada en la expansión del universo.

2.4 Confirmación basada en las propiedades termodinámicas del universo.

      3. Por lo tanto, el universo tiene una causa de su comienzo a la existencia.

      4. Si el universo tiene una causa de su existencia, entonces existe un Creador personal incausado del universo que, sin la creación, es imprincipiado, inmutable, inmaterial, atemporal, inespacial, y enormemente poderoso.

4.1 Argumento de que la causa del universo es un Creador personal:

4.1.1 El universo fue creado por un conjunto de condiciones necesarias y suficientes de funcionamiento mecánico o por un agente libre personal.

4.1.2 El universo no pudo haber sido creado por un conjunto mecánico de condiciones necesarias y suficientes.

4.1.3 Por lo tanto, el universo fue creado por un agente libre personal.

4.2 Argumento de que el Creador sin la creación es incausado, inprincipiado, inmutable, inmaterial, atemporal, inespacial y enormemente poderoso.

4.2.1 El Creador es incausado.

4.2.1.1 No puede existir una regresión temporal infinita de causas (2.1.3, 2.2.3).

4.2.2 El Creador es imprincipiado.

4.2.2.1 Cualquier cosa que no esté causada no comienza a existir. (1)

4.2.3 El Creador es inmutable.

4.2.3.1 No puede existir una regresión temporal infinita de cambios. (2.1.3, 2.2.3)

4.2.4 El Creador es inmaterial.

4.2.4.1 Lo que sea material implica un cambio en los niveles atómico y molecular, pero el Creador no cambia. (4.2.3)

4.2.5 El Creador es atemporal.

4.2.5.1 En ausencia total de cambio, el tiempo no existe, y el Creador no cambia. (4.2.3)

4.2.6 El Creador es inespacial.

4.2.6.1 Lo que sea inmaterial y atemporal no puede ser espacial, y el Creador es inmaterial y atemporal (4.2.4, 4.2.5)

4.2.7 El Creador es enormemente poderoso.

4.2.7.1 Él creó el universo de la nada. (3)

    5. Por lo tanto, existe un Creador personal e incausado del universo, que sin la creación es imprincipiado, inmutable, inmaterial, atemporal, inespacial y enormemente poderoso.

Con este argumento a la mano, ahora podemos responder a cada una de las objeciones presentadas.

(1) Cualquier argumento empírico (kalam, ajuste fino, diseño) no es evidencia de Dios, ya que este aplicaría también como evidencia para una propiedad que no hemos descubierto aún […] el kalam, aceptándolo completo […] se concluye que el universo tiene una causa, esta puede ser una ley que no hemos descubierto aún, magia, panteísmo naturalista, [Duendes-Crea-universos] o Dios, cualquiera de esas lo explica perfectamente.

Como se puede ver en la premisa (4) del kalam, la causa del universo debe tener, mínimo, las siguientes características:

a. Inmaterialidad

b. Incausalidad

c. Inespacialidad

d. Atemporalidad

e. Imprincipialidad

f. Eternidad

g. Inmutabilidad

h. Voluntad

i. Enorme poder

Randy menciona que el kalam apunta a una propiedad desconocida, pero hay al menos un problema con esta propuesta: una propiedad solo podría cumplir con las características ag, pero no con h ni i, porque su propia naturaleza como objeto abstracto lo hace causalmente impotente, como Craig siempre lo dice: “El número 7 no causa nada”.

¿Qué hay del panteísmo naturalista? Rudamente definido, es la postura de que Dios es la suma de todos los fenómenos naturales unificados, pero si esto es verdad, entonces, por definición, los fenómenos naturales no pueden cumplir con ninguna de las características (tal vez i, si somos bondadosos).

¿Qué hay de la magia? El problema con esto es que tenemos buenas referencias de los orígenes fantásticos de la magia, sin contar que la magia contemporánea no es otra cosa que trucos y habilidades para engañar al espectador. Pero aún si concediéramos que es posible la existencia de la magia (en el sentido lógico amplio), el problema con esta “causa”, es que tiene distintas definiciones dependiendo del lugar de origen (hay magias tanto naturales como no naturales), pero en la mayoría de ellas, siempre se requiere de un mago para hacer uso de ella. Probablemente Randy, tomando ventaja de lo difícil que es definir la magia, estaría tentado a decir que podría existir una magia que no solo cumple con las características a–g, sino también h e i, pero este sería el mismo caso que ocurrió en el debate de Craig–Woolper, en el que el ateo empieza a decir una sarta de incoherencias, como que la causa del universo es una Supercomputadora que cumple con a–i, a lo que Craig simplemente le hace ver que, por definición, esa ya no sería una computadora, sino Dios mismo.[1]

Vayamos con los Duendes-Crea-Universos. Según la definición, un duende tiene forma humanoide, pero del tamaño de un niño pequeño. Una descripción de un ser material, por lo que los duendes no cumplen con las características a–g, aunque sí con la h e i. Por supuesto, Randy, puedes utilizar la táctica Woolper y decir: “¡Ah, pero es que estos son Superduendes!”. Pero ya vimos cuál es el problema con esta apelación, además de que honestamente no tiene seriedad alguna.

Por último, que la causa del universo sea una ley que no se ha descubierto aún. El Dr. John Lennox tiene una respuesta perfecta para la afirmación de que las matemáticas o las leyes naturales son causas:

¿Cuál es la naturaleza de una ley? ¿Las leyes crean cosas? No, claro que no. […] Soy matemático y honestamente es la cosa más estúpida que he escuchado [que las matemáticas crearon el universo]. […] A ver, 1 + 1 = 2, ¿no? ¿Eso alguna vez ha hecho que aparezcan dos euros en tu bolsillo? […] Pero las matemáticas no crean nada. Simplemente son descripciones.

Las leyes de movimiento de Newton describirán el movimiento de unas bolas de billar, al menos en parte, pero no hacen que las bolas se muevan, para eso hace falta alguien con un palo de billar. Y aquí tenemos otra gran confusión: que las leyes de la naturaleza son causas, ¡pero no lo son! Tan solo son descripciones de lo que hay. Así que la ley de la gravedad no tiene ningún sentido si la gravedad no está presente.[2]

Así que es claro que apelar a alguna ley desconocida no resuelve el problema. Ahora pasemos a lo siguiente:

(2) Imagínate una caja y dices que hay un conejo en la caja, y que la razón para concluir que hay un conejo en la caja es que la caja pesa 2 libras, pero eso no puede ser evidencia de un conejo porque también puede ser una serpiente o cualquier animal u objeto de 2 libras.

Pero Randy, esta analogía es demasiado débil. Una analogía más fuerte de Dios como la causa del origen del universo a partir de la premisa (4), sería algo como esto: imagina que alguien te muestra una caja de unos 30cm de largo x ancho y te dice que adivines qué tiene en su interior. Tomas la caja, la pesas y obtienes que pesa 2 libras; luego observas que algo se mueve dentro de la caja, los movimientos son aleatorios, por lo que descartas que sea algún juguete, en este punto sabes que se trata de algún animal. Luego escuchas que el animal dentro comienza a maullar. ¡Bingo! En este punto sabes que, al menos, el animal dentro es un felino y que no puede ser una serpiente o cualquier otro animal de dos libras. ¿Se nota la diferencia? Así que cuando llegas a la causa del universo, esta, al igual que en la analogía de la caja, debe tener ciertas propiedades dada la naturaleza del caso, como tener todas las propiedades a-i. El teísta aquí no está haciendo afirmaciones gratuitas sobre las características de la causa del unverso.

(3) Por esta analogía, vemos que las evidencias que se les puede aplicar a las cosas que mencioné anteriormente funcionen igual que para Dios, [por lo tanto,] no son evidencia de Dios.

El problema es que es una falacia de analogía débil.

(4) Si argumentas que utilizas la Navaja de Ockham para quedarte con la más simple de todas, las más simple seria una ley que no hemos descubierto aún seguida de panteísmo naturalista y después Dios.

No hay necesidad de apelar a la Navaja de Ockham para escoger la mejor explicación a la causa del origen el universo porque ya se ha demostrado que todas las otras posibles causas que Randy ha postulado no cumplen con las características necesarias.

Notas:

[1] Enlace: https://youtu.be/LgdkFOg7utY (consultado el 12 de nov. del 2019).

[2] Enlace: https://youtu.be/rSlGMXIYKD8 (consultado el 12 de noviembre del 2019).

 


Jairo Izquierdo es miembro del equipo de Social Media y autor para la organización cristiana Cross Examined.  Estudia filosofía y teología, siendo su actual foco de estudio la lógica clásica, epistemología, doctrinas cristianas y filosofía del lenguaje.  Es cofundador de Filósofo Cristiano. Es miembro en la Christian Apologetics Alliance y director de alabanza en la iglesia cristiana bautista Cristo es la Respuesta en Puebla, México.

Print

Free CrossExamined.org Resource

Get the first chapter of "Stealing From God: Why Atheists Need God to Make Their Case" in PDF.

Powered by ConvertKit

Facebook Comments