Ocho razones por las cuales el Sudario de Turín podría ser el paño del entierro de Jesús

Por Brian Chilton

El Sudario de Turín es probablemente uno de los artefactos más controversiales de todos los tiempos. Es ya sea una de las reliquias santas más increíbles relacionadas a Jesús de Nazaret o es uno de los fraudes más ingeniosos que se haya inventado. El Sudario de Turín es un paño de lino de 436 cm x 113 cm que porta la imagen de un hombre crucificado que corresponde con la descripción de la manera en la que Jesús de Nazaret fue crucificado. Se muestra el frente y detrás del hombre crucificado, el frente de un lado del paño y sus espaldas en el otro lado con la cabeza hacia el medio. Las manos del hombre están cruzadas mientras las rodillas están ligeramente inclinadas. Sangre cubre el Sudario especialmente en las marcas de los clavos de las manos y los pies.

Ocho razones por las cuales el Sudario de Turín podría ser el paño del entierro de Jesús

El Sudario es bastante controversial, especialmente desde 1988. Un equipo de investigadores tomó tres muestras del Sudario y las fechó usando radiocarbón en tres laboratorios independientes. La prueba mostró que el Sudario se fechaba alrededor de 1260 – 1390 D.C. por lo tanto, al parecer, demostrando que el Sudario fue un fraude medieval. Sin embargo, no se ha puesto a descansar al Sudario. Pruebas posteriores parecen elevar la probabilidad de la autenticidad del Sudario. Mientras uno investiga el Sudario, se debe entender que la resurrección de Jesús no descansa en la autenticidad del Sudario. Sin embargo, si el Sudario es auténtico, añade mayor peso a las declaraciones Cristianas. No hay manera de demostrar o refutar de manera conclusiva el Sudario. Sin embargo, los datos nos llevarán a aceptar o a rechazar la autenticidad del Sudario. De mi investigación, he encontrado 8 razones por las cuales el Sudario es probablemente el paño de entierro auténtico de Jesús.

  1. La prueba de datación de carbono de 1988 fue defectuosa. Muchos investigadores cuestionarán la declaración, sin embargo, un consenso creciente de investigadores están aceptando la noción de que la prueba de datación de Carbono en 1988 fue defectuosa (Stephen Adams, Telegraph, 2009). Está bien documentado que el Sudario fue dañado por un incendio alrededor de 1200 y fue extinguido y reparado por un grupo de monjas en la catedral donde el Sudario fue resguardado. Una persona aún puede ver las marcas del Sudario donde fue dañado. Actualmente es ampliamente aceptado que las fibras que fueron probadas en 1988 fueron las del trabajo de reparación de las monjas. Recientes estudios confirman que este fue el caso ya que colorantes fueron encontrados en las fibras que fueron examinadas, indicando que las fibras no venían del paño original (Adams, Telegraph, 2009). En 2013, un nuevo conjunto de exámenes fueron hechos en el Sudario que sitúan el paño en un tiempo alrededor del 300 a.C. al 400 d.C., cercano al tiempo de Jesús de Nazaret (Stanglin, USA Today, 2013). Por lo tanto, la prueba de 1988 no es el golpe definitivo que una vez se sostuvo que era.

    Imagen positiva a la izquierda, negativa a la derecha.

  2. La sangre del Sudario es auténtica. Los escépticos han pensado por mucho tiempo que la imagen y la sangre en el Sudario fueron pintadas en el paño. Sin embargo, se ha confirmado que la sangre y la imagen tienen orígenes separados. Cuando examinan el paño, los investigadores han notado que la sangre apareció antes que la imagen. Los investigadores del Sudario de Turín han adoptado el slogan “sangre primero, luego la imagen” para describir el Sudario. La sangre ha sido confirmada como auténtica hemoglobina y ha sido identificada como tipo AB.

    shroud-blood-660

    La sangre en el Sudario. La sangre está separada de la imagen del Santo Sudario.

  3. La imagen del Sudario no es una pintura. Como el arqueólogo Ted Wright señaló en el podcast The Bellator Christi, cuando investigamos el Sudario, podemos descartar varias cosas que el Sudario no es. Una de las cosas que han sido negadas es la idea de que el Sudario es una pintura. La imagen en el Sudario apenas tiene de profundidad algunas cuantas fibras. También, la imagen es un negativo fotográfico y es tri-dimensional. Lo que sea que la imagen es, ciertamente no vino de un pincel de un pintor.
  4. El polen en el Sudario se encuentra exclusivamente en el área de Jerusalén. Se ha encontrado polen a través del Sudario de Turín. El Dr. Max Frei notó que alrededor de la cabeza y el abdomen, hay impresiones de flores a pesar de que son difíciles de observar. El polen y las impresiones corresponden con flores encontradas alrededor de Jerusalén, incluidas las pistacia lentiscus, chrysanthemum coronarium y la gundelia tournefortii (Whanger y Whanger, Duke.edu, 2015). El Concilio del Estudio del Sudario de Turin de la Universidad de Duke señala lo siguiente:

Mientras que hay cientos de imágenes de flores en el Sudario, muchas son vagas o incompletas. Sentimos que hemos identificado, tentativamente, pero con certeza razonable, veintiocho plantas cuyas imágenes son lo suficientemente claras y completas para hacer una buena comparación con los dibujos de la literatura botánica. De estas veintiocho plantas, veintitrés son flores, tres son pequeños arbustos, y dos son espinos. Todas crecen en Israel. Veinte crecen en el mismo Jerusalén, y las otras ocho potencialmente crecen en la vecindad de Jerusalén, ya sea en el desierto de Judea o en el área del Mar Muerto o en ambas. Todas las veintiocho habrían estado disponibles en los mercados de Jerusalén en un estado fresco” (Whanger y Whanger, Duke.edu, 2015).

Gundelia-tourneforii-thorn-from-Shroud

Gundelia tourneforii espina de la Sábana Santa (c). Consejo para el Estudio de la Sábana Santa de Turín. Duke.edu.

Estos descubrimientos sugieren que el Sudario de Turín debió de haberse originado en, o al menos estado alrededor de Jerusalén. El hecho de que el polen data del primer siglo también provee indicación de que el Sudario fue encontrado por primera vez en el Israel del primer siglo.

  1. Las heridas del hombre en el Sudario corresponden con los detalles de la crucifixión de Jesús. Cualquier examinación del arte religioso que representa la crucifixión de Jesús muestra las huellas de los clavos en las palmas de la mano. Sin embargo, el Sudario de Turín muestra las marcas de los clavos en la parte baja de la mano hacia la muñeca. Experimentos hechos en cadáveres notan que el Sudario de Turín muestran correctamente como ocurrían las crucifixiones. Además, las marcas de azotes en la espalda del hombre corresponden con las puntas de los látigos usados por los romanos del primer siglo para escarmiento.

    Jesus Hands

    Heridas de los clavos en las muñecas del hombre de la Sábana Santa.

  2. Los puntos del rostro corresponden con aquellos de los retratos más tempranos de Jesús. El Concilio para el Estudio del Sudario de Turín también hizo otra evaluación importante del Sudario. Ellos notan que las representaciones de Jesús corresponden con ciertos detalles de la imagen facial encontrada en el Sudario. El Cristo Pantocrátor en el Monasterio de Santa Catalina del Monte Sinaí es uno de los iconos religiosos bizantinos más antiguos que data hasta el siglo seis (es decir, entre el 500 y 599 d.C.). Para más información sobre la pintura del Cristo Pantocrator, ver https://es.wikipedia.org/wiki/Pantocr%C3%A1tor_del_Sina%C3%AD
  3. La posición idéntica y el tipo de sangre en el rostro del Sudario comparado con el del Sudario de Oviedo. Otro artefacto de gran interés es un paño llamado el Sudario de Oviedo. El Sudario de Oviedo es una sábana que se dice haberse situado sobre el rostro de Jesús cuando fue bajado de la cruz. El paño puede haber permanecido ahí para su entierro. El Evangelio de Juan señala la posibilidad de ambas sábanas. Juan señala, “pero el lienzo que había cubierto la cabeza de Jesús estaba doblado y colocado aparte de las otras tiras.” (Juan 20:7; NTV). Mientras que el Sudario de Oviedo no contiene una imagen facial, sí tiene una gran cantidad de sangre sobre la nariz y la frente. El Sudario de Oviedo es mencionado cerca del 570 d.C. por Antonino de Plasencia. Las marcas de sangre del sudario de Oviedo corresponden con las marcas de sangre del Sudario de Turín y también contienen la misma hemoglobina tipo AB que se encuentra en este.

    Pantocrator-Shroud-overlay

    Superposición de la ilustración Pantocrátor y la imagen del Sudario de Turín.

  4. La probabilidad de la radiación ultravioleta amplificada usada para construir la imagen en el Sudario. Una de las características más bizarras del Sudario es la radiografía de los dientes y dedos del hombre. Después de una examinación más profunda, uno notará cuadrados alrededor de la boca. Se ha descubierto que estos cuadrados son una radiografía de los dientes del hombre. Los dedos aparentan estar alargados porque una persona está viendo las falanges. Nada existía en los tiempos antiguos o medievales que pudieran producir una radiografía como esta. Se ha teorizado que cuando Jesús resucitó de la muerte, una gran cantidad de radiación emitida podría haber creado la imagen en el paño. Estudios han indicado que “la potencia de la radiación ultravioleta en vacío requerida para dibujar instantáneamente la superficie de lino que corresponde con un ser humano de altura y área del cuerpo promedios es igual a 2000 MW/cm2 * 17000 cm2 = 34 000 000 000 000 watts, lo que lo hace impráctico actualmente reproducir la imagen entera del Sudario usando un único láser excimer, dado que este poder no puede ser producido por una luz fuente VUV contruída hoy en día (la más poderosa disponible en el mercado llega a varios miles de millones de wats)” (uCatholic.com, 2016). Para hacer las cosas más interesantes, el equipo de investigación en la Iglesia del Santo Sepulcro señaló que “los dispositivos de medición ya sea mal funcionaron o cesaron de funcionar en lo absoluto… análisis previos desarrollados con los instrumentos parecen haber sido distorsionados por una perturbación electromagnética.” (uCatholic.com, 2016). Esto no prueba que el Sudario se originó en la Iglesia del Santo Sepulcro y no prueba que una radiación de alto poder creó la imagen en el Sudario, pero la conexión entre ambas es bastante convincente.

    Sudario de Oviedo

    Sudario de Oviedo

Conclusión

Superposición del Sudario de Oviedo y la Sábana Santa de Turín.

Superposición del Sudario de Oviedo y el Sudario de Turín.

Como el arqueólogo y apologista cristiano, Ted Wright dijo una vez, “no podemos ser completamente dogmáticos sobre el Sudario de Turín. Pero ciertamente hay una alta probabilidad de que sea genuino”. Yo creo que Wright está en lo correcto. Se debe decir que el cristiano no necesita el Sudario de Turín para proveer evidencia de la resurrección de Jesús. Sin embargo, si el Sudario de Turín es auténtico, entonces el creyente puede tener una pequeña ventana al galileo que trajo la salvación al mundo. Si no, el cristiano no pierde nada. En realidad, se trata de una situación de ganar o ganar. La evidencia documental de fuentes tanto cristianas como no cristianas son suficientes para verificar la confiabilidad de los relatos de la crucifixión y la resurrección. Pero no sería sorprendente que el mismo Jesús quien se apareció al Tomás escéptico es el mismo Jesús que dejó una reliquia que demostraría a billones y billones que Él realmente ha resucitado. ¿Podremos estar seguros que el Sudario de Turín tiene una imagen de Jesús de Nazaret? Probablemente no. Sin embargo, la evidencia parece indicar que es altamente probable que el Sudario de Turín es el paño genuino que cubrió a Jesús de Nazaret antes de su asombrosa resurrección de entre los muertos. Si es así, entonces la imagen de Jesús pudo haber sido dejada atrás, pero el Jesús real no está más ahí. ¡Él está vivo! Jesús “está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros” (Romanos 8:34).

Reconstrucción de la cara en la Sábana

Reconstrucción de la cara en el Sudario.

Fuentes

Adams, Myra. “The Shroud of Turin, Authenticated Again” NationalReview.com (April 16, 2016). Tomado el 17 de Abril, 2017. http://www.nationalreview.com/article/434153/shroud-turin-jesus-christ-blood-relic-sudarium-oviedo

Adams, Myra. “Easter and the Shroud of Turin, ‘Nothing is Impossible with God” NationalReview.com (April 15, 2017). Retrieved April 17, 2017. http://www.nationalreview.com/article/446763/easter-shroud-turin-jesus-christ-carbon-14-dating-medieval-forgery-debunked-crucifixion-resurrection

Adams, Stephen. “Turin Shroud Could be Genuine as Carbon-Dating was Flawed” Telegraph (April 10, 2009). Tomado el 17 de Abril, 2017. http://www.telegraph.co.uk/news/religion/5137163/Turin-Shroud-could-be-genuine-as-carbon-dating-was-flawed.html

Whangler, Alan, and Mary Whanger. “Council for Study of the Turin Shroud” Duke.edu (2015). Tomado el 17 de Abril, 2017. http://people.duke.edu/~adw2/shroud/flowers-and-pollens.html.

“Scientists Who Opened Christ’s Tomb Detect Mysterious Readings that Support Shroud Theory” UCatholic.com (Diciembre 5, 2016). Tomado el 18 de Abril, 2017. http://www.nationalreview.com/article/434153/shroud-turin-jesus-christ-blood-relic-sudarium-oviedo

Stanglin, Doug. “New Test Dates Shroud of Turin to Era of Christ” USA Today (Marzo 30, 2013). Tomado el 17 de Abril, 2017. 2017.https://www.usatoday.com/story/news/world/2013/03/30/shroud-turin-display/2038295/.

Wright, Ted. “The Resurrection of Jesus: Exploring the Archaeology—Part 1” EpicArchaeology.org (Abril 2017). Tomado el 17 de Abril, 2017. http://epicarchaeology.org/archaeology-and-the-new-testament/the-resurrection-of-jesus-exploring-the-archaeology-part-1/

 


Blog original http://bit.ly/2MDSuby

Traducido por Raúl Jaramillo de Lira

Free CrossExamined.org Resource

Get the first chapter of "Stealing From God: Why Atheists Need God to Make Their Case" in PDF.

Powered by ConvertKit
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *