Porque Sabemos Que Nuestro Universo y Todo Lo Que Contiene Tuvo Un Comienzo

Por J. Warner Wallace

Mi carrera como Detective de Casos Congelados (Cold-Cases) se desarroll√≥ gracias a tener el razonamiento correcto basado en la evidencia acerca de los sospechosos que traje a juicio. Hubo momentos en los que mi certeza fue establecida y confirmada por la naturaleza acumulativa y diversa de la evidencia. D√©jame darte un ejemplo. Es genial cuando un testigo ve el crimen e identifica al sospechoso, pero es a√ļn mejor si tenemos pruebas de ADN que colocan al sospechoso en la escena. Si el comportamiento del sospechoso (antes y despu√©s del momento del crimen) tambi√©n delata su participaci√≥n, y adem√°s sus declaraciones en las entrevistas son igualmente incriminatorias, el caso es a√ļn mejor. Casos como √©stos se vuelven m√°s y m√°s razonables a medida que crecen tanto en profundidad y diversidad. Ahora no solo tenemos cuatro evidencias diferentes que apuntan a la misma conclusi√≥n, sino que adem√°s estas evidencias son de cuatro categor√≠as diferentes. El testimonio del testigo ocular, el ADN forense, los comportamientos y las admisiones apuntan todos a la misma inferencia razonable. Cuando tenemos un caso acumulativo y diverso como este, nuestras inferencias se vuelven m√°s razonables y m√°s dif√≠ciles de negar ¬ŅPor qu√© me tomo el tiempo para describir esta aproximaci√≥n evidencial para conclusiones razonables? Debido a que una metodolog√≠a similar se puede utilizar para determinar si todo en el universo (todo el espacio, el tiempo y la materia) vino de la nada. Tenemos buenas razones para creer que nuestro universo tuvo un principio, y esta inferencia es establecida por un caso acumulativo, diverso y basado en evidencia:

Evidencia Filosófica (de la Imposibilidad de la Regresión Infinita)

Imagina una pista de carreras lineal con una l√≠nea de salida y de llegada. Ahora imagina que eres un nuevo recluta de la polic√≠a y te ped√≠ que te pongas los zapatos de pista y que te coloques en la l√≠nea de salida para una prueba de entrenamiento f√≠sico (EF). La meta est√° a 100 metros de distancia. A medida que colocas los pies en la l√≠nea de salida y te preparas para correr, levanto la pistola de salida. Justo antes de disparar, sin embargo, me detengo y te digo que muevas la l√≠nea de salida 2 cent√≠metros atr√°s. Un poco molesto, haces eso. De nuevo apunto la pistola al cielo – solo para ordenar que, una vez m√°s, muevas la l√≠nea de salida 2 cent√≠metros hacia atr√°s de nuevo. Molesto, retrocedes la l√≠nea. Imag√≠nate que esto contin√ļa. Pregunta: ¬ŅAlguna vez llegaras a la meta? No. A menos que haya un principio, nunca llegar√°s a la meta. De manera similar, el tiempo tambi√©n requiere un principio para que cualquiera de nosotros pueda llegar a un final; a menos que el tiempo tenga un principio, no podemos llegar a la l√≠nea de meta que llamamos “hoy”.

Evidencia Teórica (de las Matemáticas y la Física)

Los c√°lculos de Albert Einstein relacionados con la Teor√≠a General de la Relatividad indicaron en 1916 que el universo era din√°mico (ya sea expandi√©ndose o contray√©ndose). Sin embargo, la noci√≥n de un universo est√°tico era tan com√ļn en el momento que Einstein aplic√≥ una ‚Äúconstante‚ÄĚ matem√°tica a sus c√°lculos para mantener la naturaleza inmutable y uniforme del universo que √©l esperaba (Einstein se refiri√≥ m√°s tarde a este esfuerzo como “el mayor error que cometi√≥ en su vida”). Los c√°lculos de Einstein sugirieron que el universo no era eternamente antiguo e inmutable. Alexander Friedmann, un matem√°tico ruso que trabaj√≥ con las teor√≠as de Einstein en la d√©cada de 1920, desarroll√≥ un modelo matem√°tico que predijo un universo en expansi√≥n. De esta conclusi√≥n se infiere que el universo debe haber tenido un principio a partir del cual se estaba expandiendo.

Evidencia Observacional (de Datos Astronómicos)

Vesto Slipher, un astr√≥nomo americano que trabaja en el Observatorio Lowell en Flagstaff, Arizona, pas√≥ casi diez a√Īos perfeccionando su comprensi√≥n de lecturas en el espectr√≥grafo. Sus observaciones revelaron algo notable. Si un objeto distante se mov√≠a hacia la Tierra, sus colores espectrogr√°ficos observables se desplazan hacia el extremo azul del espectro. Si un objeto distante se est√° alejando de la Tierra, sus colores se desplazan hacia el extremo rojo del espectro. Slipher identific√≥ varias “nebulosas” y observ√≥ un “corrimiento al rojo” en sus colores espectrogr√°ficos. Si estas “nebulosas” se alejan de nuestra galaxia (y entre s√≠) como Slipher observ√≥, debieron haber estado alguna vez bien agrupadas. En 1929, el astr√≥nomo Edwin Hubble public√≥ sus propios hallazgos, verificando las observaciones de Slipher y demostrando que la velocidad a la que una estrella o galaxia se aleja de nosotros aumenta con la distancia de la Tierra. Esto una vez m√°s confirm√≥ la expansi√≥n del universo.

Evidencia Térmica (de la Segunda Ley de la Termodinámica)

Imag√≠nate que entras a una habitaci√≥n y observas a un coche de polic√≠a de juguete a cuerda movi√©ndose. Cuanto m√°s tiempo lo ves moverse, m√°s lento se mueve. Te das cuenta de que el coche est√° por detenerse, es decir, de que la cantidad de energ√≠a utilizable est√° disminuyendo. Es razonable inferir que le dieron cuerda al coche recientemente antes de tu entrada a la habitaci√≥n. El hecho de que el coche a√ļn no estaba completamente sin cuerda indica que le dieron cuerda recientemente. Si al coche le hubieran dado cuerda mucho antes, esperar√≠as encontrarlo inm√≥vil al momento en que entras a la habitaci√≥n. De manera similar, el hecho de que nuestro universo a√ļn exhiba energ√≠a √ļtil a pesar de que la Segunda Ley de la Termodin√°mica dicta que estamos camino a una “muerte t√©rmica” c√≥smica – indica un principio. En caso contrario, si el universo fuera infinitamente antiguo, nuestro cosmos deber√≠a haber quedado sin energ√≠a utilizable en el presente.¬†Podemos inferir razonablemente que alguna vez tuvo “mucha cuerda” y estuvo lleno de energ√≠a.

Evidencia Cuantitativa (de la Abundancia de Helio)

Como astr√≥nomo, Sir Fred Hoyle estudi√≥ la manera en que los elementos se crean dentro de estrellas. √Čl fue capaz de calcular la cantidad de Helio creado si el universo surgi√≥ de la nada. El Helio es el segundo elemento m√°s abundante en el universo (El Hidr√≥geno es el primero), pero con el fin de formar Helio por fusi√≥n nuclear, las temperaturas deben ser muy altas y las condiciones deben ser extremadamente densas. Estas habr√≠an sido las condiciones si el universo surgi√≥ de la nada. Los c√°lculos de Hoyle relacionados con la formaci√≥n de Helio coinciden con nuestras mediciones de Helio en el universo hoy en d√≠a. Esto, por supuesto, es consistente con el universo que tiene un momento de principio.

Evidencia Residual (de la Radiación de Fondo de Microondas)

En 1964, dos f√≠sicos estadounidenses y radio-astr√≥nomos, Arno Penzias y Robert Wilson detectaron lo que ahora se conoce como “radiaci√≥n de eco”, ganadora de un Premio Nobel por su descubrimiento en 1978. Numerosos experimentos y observaciones adicionales han establecido desde entonces la existencia del fondo de radiaci√≥n de microondas, incluyendo los datos del sat√©lite ‚ÄúCosmic Background Explorer‚ÄĚ lanzado en 1989 y del Observatorio Espacial Planck lanzado en 2009. Para muchos cient√≠ficos, este descubrimiento solo confirm√≥ la creencia de que el universo tuvo un principio. Si el universo salt√≥ a la existencia, expandi√©ndose a partir de un estado de calor, densidad y expansi√≥n tremendos, deber√≠amos esperar encontrar este tipo de radiaci√≥n c√≥smica de fondo.

Hay muchas l√≠neas diversas de evidencia que apuntan a la misma inferencia razonable. A medida que juntamos la evidencia filos√≥fica de la imposibilidad de la regresi√≥n infinita, la evidencia te√≥rica de las matem√°ticas y la f√≠sica, la evidencia observacional de datos astron√≥micos, la evidencia t√©rmica de la Segunda Ley de la Termodin√°mica, la evidencia cuantitativa de la abundancia de Helio y la evidencia residual de la radiaci√≥n c√≥smica de fondo, reconocemos r√°pidamente la naturaleza diferente de estas variadas formas de evidencia. Eso es lo que hace que el caso sea tan poderoso. Al igual que mis casos criminales, cuando m√ļltiples l√≠neas divergentes de evidencias apuntan todas a la misma conclusi√≥n, puedes confiar en que t√ļ est√°s haciendo una inferencia correcta. La evidencia para el comienzo del universo es decididamente diversa.

Jim Universo Comienzo

Porque Sabemos Que Nuestro Universo y Todo Lo Que Contiene Tuvo Un Comienzo – Si no lo sabias ahora lo sabes!

Dinos si estas de acuerdo y si no presenta tus argumentos y objeciones.


Traducido por Jose Jimenez Chilavert 

Free CrossExamined.org Resource

Get the first chapter of "Stealing From God: Why Atheists Need God to Make Their Case" in PDF.

Powered by ConvertKit
0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *